martes, 4 de abril de 2017

Teatro


TEATRO

El Jueves día 30 de marzo, fuimos a Armilla a ver un teatro. También fueron otros colegios a verlo. En el escenario, había una mesa muy grande con muchos libros que hablaban y cantaban, unos ratones y unas mandarinas cantarinas.
Esos libros pertenecían a la abuela, que todas las noches contaba cuentos. Cuando lo hacía, aparecían personajes de las historias, como Pinocho y Pipi Lastrus.
En la historia que contó, salió un hombre de un cuento que se llamaba Marcelo y tenía una bicicleta llena de globos y vendía muchas cosas. De repente, apareció un monstruo que quería comer comida humana. Marcelo, asustado, le dijo que era mejor que se comiera a un niño. Entonces el monstruo decidió comerse a la hija de Marcelo. La niña le pidió ayuda a la abuela para que le preparara una comida rica al monstruo y salvarse. Al final la niña y el monstruo se hicieron amigos.

Javier.

No hay comentarios:

Publicar un comentario